viernes, 14 de marzo de 2014

Pildorilla del orden 3: Organizar el tiempo y la limpieza de la casa para poder hacer lo que nos gusta



La pildorilla de hoy llega como el reto, con un par de días de retraso.

Muchas me decís que cómo me da tiempo a todo. Pues siento desilusionaros, pero no es así.
Ya quisiera yo.
Pero me da tiempo a bastante teniendo en cuenta estos tres recolguines que dan bastante trabajo.
Hay un par de cosas que ayudan lo suyo.

La primera es que no veo la tele.
Cuando nos fuimos a vivir juntos la tele no entraba dentro de nuestras prioridades porque entre otras cosas yo ni papa de alemán, y Rolf nunca la había tenido, así que no la compramos. Y como la verdad es que no la echábamos de menos, pues estuvimos más de cinco años sin ella. Y claro, pues te desenganchas.
Luego parece que vives en el Planeta Welby, porque te hablan de cosas y de gente que no conoces de nada, y estás un poco fuera de onda, pero se sobrevive.
Mi hermano nos regaló un proyector, y cuando queríamos ver una peli nos montábamos el cine en casa.
Cuando me mandaron reposo en el embarazo y a la vez las cadenas españolas empezaron a emitir en Internet, pues nos compramos una pedazo de tele para entretenerme.
Durante esos meses que estaba todo el día con el punto de cruz y leyendo, mi madre que estaba aquí y yo la vimos un poco más, pero cuando llegaba el guiri de trabajar siempre preferíamos echar una partidita a algún juego de mesa. Total que no llegué a enviciarme con ella de nuevo.
Ahora prefiero hacer mil cosas antes que ver la tele, y sólo la ponemos un ratito algunas noches para ver alguna serie por internet o para ver las noticias, (también la usamos para ver los vídeos de pocoyó).
Aún así incluso cuando veo algo en la tele, tengo alguna labor entre manos. Eso es de familia. Mi madre es igual, y mi abuela era igual, nos aburre mucho estar mano sobre mano simplemente mirando.

Otra cosa fundamental son las listas

Sobre todo ahora que no me puedo centrar en nada porque cada quince segundos hay alguien que me interrumpe se me han vuelto indispensables.

Cada día cuando me levanto y mientras me tomo el café hago una lista de lo que tengo que hacer ese día y de lo que quiero hacer.

Lo que tengo que hacer es lo que no me apetece un pimiento pero hay que hacerlo (tipo poner lavadoras, limpiar, hacer la comida, cambiar pañales, etc etc)
Lo que quiero hacer tiene que ver con el blog, las manualidades, jugar a algo con los enanos, cocinar algo especial, contestar e-mails, coser etc.

Esa lista es minuciosa, o sea, muy detallada, con tiempos incluso. Por ejemplo de 9 a 9:05 abrir las ventanas de la casa, de 9:05 a 9:20 hacer las camas, y así. En ella escribo todo lo que tengo que hacer.

Me doy bastante margen para cada cosa, y cada seis o siete tareas cumplidas miro como voy de tiempo, si me han sobrado cinco o diez minutillos como premio me pongo un ratillo a mirar el Facebook, o si he "ahorrado" mucho tiempo (más de media hora si he ido ligerita) me reservo esa media hora a hacer alguna cosa de las que me gustan. A veces hago todo lo obligatorio rapidito para dejarme un par de horas para el final y así poder hacer más rato de lo que me gusta.
Suena un poco complicado, pero no lo es, a mi me funciona estupendamente, y así no tengo la sensación de no tener tiempo para mi y mis aficiones.

Las listas son perfectas para organizarse porque evitan que te disperses y des vueltas pensando qué es lo siguiente que tienes que hacer. Todas esas vueltas son minutos perdidos, y es mejor tomarse quince o veinte minutos mientras desayunas para elaborar una buena lista, que ir a salto de mata y perder el tiempo a lo tonto

Cada día con el cafetito escribo mi lista, me cojo un rotulador fluorescente y me da un gustito cuando voy tachando...

Además de esa lista diaria, tengo una general para la limpieza de la casa habitación por habitación.
Debo decir que esa la cumplíamos a la perfección antes de tener a los enanos. Ahora son tan eficaces a la hora de guarrear, que muchas veces no nos da tiempo a todo porque hay que quitar primero lo que ellos van manchando, pero a grandes rasgos es una buena orientación.

Os la pongo aquí, porque a lo mejor a alguno os viene bien como guía para haceros la vuestra, o quizá si os gusta, para imprimirla y usarla tal cual. Aunque la verdad es que lo de la limpieza es algo muy personal porque cada casa es un mundo, tiene unos puntos flacos o diferentes habitaciones o usos.

En la primera página tengo una leyenda para entender la tabla.


y luego voy habitación por habitación en el mismo orden que están en la casa (mi casa tiene un gran pasillo central, y todas las habitaciones dan al mismo. Empiezo siempre con el aseo que está a la derecha de la puerta, y así voy habitación por habitación en sentido de las agujas del reloj. Cuando voy acabando las habitaciones cierro la ventana, echo un poquito de ambientador y cierro la puerta, y a la siguiente.
El pasillo queda para el final. Ahora por suerte mientras los nanos son pequeños tengo un duende que me ayuda mucho, y así podemos cumplir más o menos el plan, nuestra Ale, que se encuentra cada panorama cuando llega...
De todas formas si tenéis niños un poco más mayores o no tenéis, este plan de limpieza me ha resultado infalible por años, espero que en un par de añitos vuelva a poder cumplirlo tan bien como antes.











Lo de la Kehrwoche es una cosa típica de por aquí, que consiste en fregar cada uno su tramo de escalera y su cachito de acera para ahorrarse un servicio de limpieza. Muy alemán y muy obligatorio si no quieres tener problemas con los vecinos. La KK es quitar la caca de tu tramo de escalera, la GK es limpiar tu escalera, el portal y tu parte de patio. Divertidísimo, sobre todo cuando nieva...


Las tareas semanales o mensuales, no las hacemos todas el mismo día, claro. En la pizarrilla de la cocina cuelgo un calendario para saber a qué habitación le toca cada día de la semana su "lifting" semanal o mensual. Por ejemplo el lunes el aseo y el baño, a fondo y el resto lo básico, el martes la cocina a fondo y el resto lo básico, y así. La Kehrwoche la hacemos los viernes por ejemplo.

Para guardaros esta lista si os ha gustado sólo tenéis que clicar en la foto y guardar la imagen. Es una lista muy personal, por eso a lo mejor he colado alguna palabra en alemán por ahí, porque hay cosas que las decimos siempre en alemán en casa porque a lo mejor no hay palabra en español o porque siempre lo hemos llamado así. Si no entendéis algo, contadme.

De todas formas, como orientación a lo mejor os ayuda.
Seguro que hay miles de métodos mucho mejores que el mío por ahí, cada maestrillo tiene su librillo, pero ya que he invertido tiempo en planificar una rutina de limpieza que he comprobado que funciona, pues no me cuesta nada compartirlo con vosotros, sobre todo cuando uno tiene su primera casa, hay veces que no sabe ni por donde empezar, y una idea de lo que hay que hacer siempre viene bien, aunque luego cada persona lo adapte a su circunstancia.

Lo que digo siempre, que yo soy aprendiz de mucho y maestra de nada, pero sólo os cuento cosas que ya he probado que funcionan.

A base de repetir las rutinas llega un momento en que no necesitas consultar la lista para saber lo que toca en el día, pero aún así la he imprimido en fichas la he plastificado, y cuelga de la pizarra que os he dicho que sirve como centro de comandos de la casa (donde apuntamos, colgamos y demás todo lo que hay que hacer, las citas, la lista de la compra, los cupones etc etc. Ya os hablaré de él en otra entrada).



Pues esta ha sido la pildorilla de esta semana, un poco tarde pero espero que os haya gustado.
El lunes nos vemos con otra tanda de buenas ideas por vuestra parte!

Besos mil
PILAR





8 comentarios:

  1. menudo post, esto casi casi es un regalo, nos lo das todo masticadito! me va a ser muy util, muchisimas gracias por compartirlo!!

    un besito!!! ;)

    ResponderEliminar
  2. Jolin, lo dicho .... Que apañaaaa que eres!! Todo un manual de limpieza!!

    ResponderEliminar
  3. Hola Pilar!, que buenas ideas has tenido, aunque como dijiste, uno se acostumbra tanto a los quehaceres que muchas veces no necesitamos tablas para saber que hay que hacer y si por alguna razon algo se me olvida con echar una miradita lo noto altiro, ojalá pudiera ser como tu pero no soy tan rigida en temas del aseo, el baño es dia por medio a fondo, como es uno no se me complica mucho, la cocina es cuento de tooodos los dias y los vidrios, mi novio me coopera con ellos cuando se nota que hay que limpiarlos... resumiendo creo que de todas formas imprimire tus listas, e intentaré organizarme con ellas para ver si me funciona...
    Besos linda que tengas un lindo finde

    ResponderEliminar
  4. Hola Pilar, yo también limpio casa siguiendo las agujas del reloj, aunque por lo que he visto de tu listas yo soy muy maniática (y me lo confirma todo el mundo) porque lo que tu denomina “medio” yo lo hago 2 veces por semana. Para que vea que efectivamente soy una exagerada, te digo que si por la noche estoy cómodamente tumbada en el sofá viendo la tele (yo sí estoy enganchada a ella ;) ) y de repente veo una huella de mis hijos en el armario del salón tengo la necesidad imperiosa de levantarme a limpiarla!! No te digo los comentarios de mi marido al respecto jajajaja!!!!
    Así que si tienes consejos para este tipo de “enfermedad”, son muy bienvenidos!!
    Me repito, me encanta leerte!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  5. me quedo a cuadros!!! eres la bomba, de verdad. Lo de la lista de tareas lo llevo en la cabeza y es un infierno!!! mas que nada, porque el que convive conmigo no esta dentro de mi cabeza.. y ya se sabe que a los hombres hay que darselo todo mascado..
    me pongo ahora mismo a hacer mis listas. Gracias!!!

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola Pilar!¡Que gran entrada te has currado! :-)
    Es muy cierto lo de la tele (Yo tengo ya 5 años que no estoy enganchada sólo la veo cuando hay un programa demás de interesante) el tiempo te rinde más porque puedes dedicarte a otra cosa que necesites hacer. Están geniales tus rutinas y muy completas, yo las hago parecidas pero las divido diariamemte en mañana, tarde y noche y no veas que bien resultan. Gracias por compartí tus experiencias que son muy valiosas. Un abrazo guapa.

    ResponderEliminar
  7. Eres fantastica.
    Besitossss desde España

    ResponderEliminar